Entrada destacada

Bufandas: nunca pasan de moda

Está bien para salir de la monotonía y tener que tchan a tu look? ¿Cómo sobre el uso de un simple accesorio que nunca pasa de moda? Los...

domingo, 11 de octubre de 2009

belleza mujer

belleza mujer
Para aquellas mujeres que se resisten al bisturí capaz de borrar, acentuar o cambiar aquellas zonas del cuerpo que no les gustan, existen otras formas menos dolorosas y costosas, de disfrazar los defectos. Defectos que a veces, o muchas veces, no son tan visibles como ellas creen. Por si insisten en ocultar defectos, aquí van algunos útiles trucos caseros para disimular imperfecciones y transformarlas.

Las caderas muy anchas: En estos casos hay que huir de las ropas ajustadas que marcan las formas y reemplazarlas por camisolas y vestidos sueltos. Si se decide por un blazer, elegir preferentemente aquellos modelos más largos.

Piernas muy delgadas: En primer lugar es bueno tener en claro que, en términos de guardarropa, tener piernas delgadas es mucho mejor. Sólo están prohibidos los pantalones elastizados y las calzas; deben preferirse pantalones más amplios y animarse a dar color a las piernas eligiendo medias supercoloridas y los tonos más claros como el arena o el marfil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada